INDETECTABLE NO ES MI META

ENGLISH VERSION

Ser indetectable es algo a lo que muchas personas que vivimos con VIH aspiran, sin embargo, para mí no es una meta.

Esta es una meta estructurada de Naciones Unidas, de agencias, los planes nacionales y personal clínico. El nuevo slogan “INDETECTABLE = INSTRANSMITIBLE” acapara mi Facebook, y me parece interesante pues aparenta ser que para lo único que sirve el estar indetectable es para evitar transmitir el virus. No hablamos de las infecciones oportunistas, de las CD4, de la inflamación y otras cosas en las cuales el mantener una carga viral baja, también apoya.

Yo NO soy indetectable actualmente, y de todos los momentos de mi vida en los cuales me sentí “contagiosa”, ninguno le gana a este. Los discursos y campañas de indetectabilidad, muchas veces no contemplan lo que conlleva para otras personas el estar indetectable. De momento me suena tan fácil como bajar el volumen de la música, y hasta me siento excluida por no estar a “la moda”.

El temor a transmitir el virus creo que, en algún momento, si no constantemente, lo experimentamos casi todos y todas, y por tal razón comprendo perfectamente el valor que tiene el estar “INDETECTABLE = INSTRANSMITIBLE”. Si puedes lograrlo, genial y de corazón, te felicito. Sin embargo, hay otras cosas que para mí tienen prioridad, incluyendo el que cada persona, independientemente de su estado serológico, tenga las herramientas para llevar una vida sexual placentera y saludable. O sea, que la protección de una persona, no dependa enteramente de mí, pues eso me causa hasta más estrés que la misma probabilidad de transmitir el virus.

Personalmente, siento que el usar nuestra indetectabilidad principalmente como reducción de riesgo dentro de los planes nacionales y las metas globales, aunque los programas de prevención no lo contemplen (tremenda contradicción, por cierto), es otra manera de adjudicarnos mayor responsabilidad en la cama. Sobre todo, cuando el principal propósito de la indetectabilidad debería nuestra calidad de vida, pues me parece un insulto que, aun tomando mis medicamentos, lo haga pensando en otras personas. ¡Compañeros!

He cambiado varias veces de esquema, al menos tres (3) veces. Esto sin contar los cambios que tuve antes de los nueve (9) años con los protocolos y el AZT por vena que recibí hasta los siete (7). Para ser exacta; AZT por vena, staduvina, nelfinavir, emtricitabina, ritonavir, atazanavir y nevirapina. Hasta los actuales raltegravir, abacavir y lamivudina líquido, en pastilla y en combinación.

Cuando llevas al menos quince (15) años viviendo con VIH, es posible que hayas cambiado de terapia en varias ocasiones, tal vez en menos tiempo. Yo no estoy segura de cuantos esquemas tendré disponibles, pero sé que a estas alturas no me quedan muchos. Sobre todo, con las combinaciones en una sola pastilla, pues a veces no se es resistente a todos los medicamentos que tiene una sola pastilla, pero ahí se descartan alternativas que pudiesen ser viables, y esa, creo, es la parte negativa.

Teniendo consciencia de que no me quedan tantas alternativas de terapia, el cambiar de esquema y quemarlos, por no lograr estar indetectable, no es un buen negocio para mí, siempre y cuando, pueda mantener mis CD4 en un buen nivel, y pueda recurrir a otras cosas que complementen. Mi prioridad, muy personalmente, es tener buenos CD4, no el estar indetectable. Usualmente carga viral baja, va de la mano con CD4 altas, pero no siempre es así.

Yo planeo vivir, por lo menos hasta mis cincuenta (50) años, y sé que más, pero ese es el mínimo, por eso pienso en los esquemas disponibles para por lo menos, mis próximos 20 años de vida. ¿Que más adelante habrá más opciones? Sí, pero no puedo contar con eso ahora. ¿Qué tal vez salga una cura más adelante? Ojalá, pero tampoco es algo con lo que puedo contar al momento de quemar mis posibilidades disponibles.

Anuncios

3 thoughts on “INDETECTABLE NO ES MI META

  1. Gracias por compartir tu experiencia!!
    Te entiendo perfectamente. Ser indetectable tampoco es mi meta, pero llevo 15 años siéndolo, y no por ninguna medicación, ya que nunca he tomado ARV’s de ningún tipo, sino por haber adoptado algunas medidas para tener una vida mas saludable. En el momento de mi diagnóstico el protocolo era de medicar solo si tenías alta la carga viral y/o los CD4 bajos, y yo nunca estuve en esos parámetros, y me ha funcionado bien, se ha repuesto mi sistema inmunitario. Hoy en día te medican desde el principio, y no tienen en cuenta las posibilidades reales que tiene el organismo de cada uno, la capacidad de regenerar y reponer el sistema inmunitario de forma natural y saludable, ni siquiera se paran a mirarlo, a comprobarlo, solo activan el nuevo protocolo -más agresivo que el anterior- y ya han cumplido. A veces siento una gran desafección por la práctica de la profesión de médico, he conocido honrosas excepciones, pero en general están robotizados, y en ocasiones no saben ni donde está la palma de su mano.
    En fin, te deseo lo mejor en esta travesía compañerx…
    Salud!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s